Ruta a la Cueva del Cobre desde Santa Maria de Redondo

Descripción de la ruta

Recorrido de la ruta: Santa María de Redondo -> Cueva del Cobre -> Santa María de Redondo
Fecha de realización: 24-Ago-03
Longitud Total: 12,3 Km ida y vuelta
Duración aproximada: Aproximadamente 2h y 40min con paradas incluidas para el recorrido de ida y aproximadamente 2h para la vuelta.
Desnivel acumulado: 790 m.
Dificultad: Este es un recorrido apto para cualquiera, y no presenta ninguna dureza ni dificultad.
Breve descripción del recorrido:
# El lugar más apropiado para dejar el coche es pasando unos 300m el núcleo urbano de Santa María de Redondo, en las inmediaciones de una explotación minera de carbón a cielo abierto que actualmente está abandonada. Las conocidas peñas del Moro de la foto siguiente nos pueden servir como referencia del punto de partida.

                Paisaje del inicio de la ruta a las afueras de Santa María de Redondo con las peñas del Moro en primer plano

# Inmediatamente después de comenzar la ruta transitamos por la pista que cruza las escombreras negras de dicha explotación minera, para toparnos después de los primeros 350m de recorrido, con un puente que cruza el río Pisuerga. Seguiremos el camino bien marcado y comenzando una suave ascensión nada más pasar el puente, para después de unos 500m volver a bajar en suave descenso que nos llevará a cruzar un segundo puente sobre el Pisuerga después de 1,7Km de recorrido y una media hora. Desde este punto, a nuestra izquierda se abren extensas praderías donde será fácil divisar algún conejo y a nuestra derecha un espeso bosque de Robles, abedules y algún haya.
# Recorridos 2,6Km y gastados 50min de marcha, veremos a nuestra derecha un impresionante cortado de piedra estratificada, al abrigo del cual hay una pequeña zona recreativa, donde poder acampar en caso de necesidad.
# Escasos 250m más adelante nos toparemos con un cruce de caminos, tomaremos el de la izquierda, para comenzar una ascensión pronunciada pero que no presenta excesiva dureza. Por este camino y hasta el kilometro 4,7 de recorrido, iremos alternando claros, con bosques de Robles centenarios, salpicados por majestuosos ejemplares de Acebos, hasta llegar a un collado donde se da fin al bosque y se abren extensos pastizales de montaña. En todo este tramo de recorrido hemos podido ir descubriendo inmejorables panorámicas de toda la sierra de Peña Labra con los picos más representativos de esta (Peña Labra, Tres mares, Cuchillón, Cotomañinos y Cueto Mañín). Alcanzar el citado collado no ha llevado 1h y 45 min. Desde este punto ya podemos adivinar en la distancia los contrafuertes calizos que custodian la cueva del cobre.

# Desde el collado y en dirección Sureste, se observan dos contrafuertes calizos, el primero más grande y el segundo de menores dimensiones, tomaremos este último como referencia hacia el que encaminar nuestros pasos, que a partir de este punto trascurrirán por sendas menos evidentes que el camino traído hasta aquí. Trascurrida otra media hora desde el collado (Km 6,1), nos adentramos en un bosquete de hayas que tendremos que cruzar manteniendo el mismo rumbo para no perdernos. Los 300m que recorreremos por el interior del hayedo tendremos que hacerlos sin perder la referencia mental del segundo contrafuerte, ya muy cercano aunque no visible todavía.
# Al salir del Hayedo entraremos en una zona penosa de andar, debido a las retamas y escobas de grandes dimensiones que nos cierran el paso por todos los lados. Insistiendo otro escaso medio kilómetro más, se nos aparecerá como de repente la boca de la cueva del Cobre, sobrecogiendo nuestra visión a buen seguro. Hay algo de misterio y magia en ese momento de la ruta. La Cueva vista desde aquí impone respeto, por lo oscuro de sus profundidades y el aliento frío del aire que sale de ella. Unos metros más y estamos en la misma puerta de los infiernos. Hemos recorrido 6,7km tardando unas 2h y 40min.
# Después de visitar la Cueva y la sulgencia que de esta mana, dando lugar al nacimiento del río Pisuerga, podemos reponer fuerzas comiendo algo antes de emprender el recorrido de vuelta. Si se desea adentrarse en la Cueva, será necesario ir bien equipados, tanto con ropa de abrigo como de potentes linternas.

# El recorrido de vuelta lo realizaremos de una forma más directa y cercana al recién nacido río Pisuerga, siguiendo una de las muchas sendas que existen fruto del ganado suelto y de los senderistas. Será muy interesante descubrir los imponentes bosques de Acebos que sin duda alguna cruzaremos en el recorrido de vuelta. En algún lugar el paso se estrecha tanto que los Acebos llegan a formar auténticos pasadizos naturales. No nos libraremos de algún que otro arañazo, bajo precio a pagar por contemplar este espectáculo de la naturaleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *